Finalizan las obras de rehabilitación del grupo Corazón de María en Bilbao la vieja

Las obras de rehabilitación del grupo de viviendas de Plaza Corazón de María en Bilbao La Vieja han logrado la mejora de la envolvente térmica del inmueble y de sus instalaciones hasta alcanzar la certificación energética C, así como la accesibilidad universal a todas las viviendas gracias a la instalación de ocho ascensores.

Viviendas Municipales de Bilbao, instrumento activo para el desarrollo de la política de promoción de viviendas protegidas por parte del Ayuntamiento, ha impulsado y coordinado en colaboración con los vecinos del grupo las acciones necesarias para llevar a cabo la rehabilitación energética y regeneración urbana del grupo de viviendas, que ha sido visitado hoy por el Alcade de Bilbao, Juan Mari Aburto; la Viceconsejera de Vivienda, Covadonga Solaguren; el Segundo Teniente de Alcalde y responsable de Políticas de Movilidad, Medio Ambiente, Vivienda y Desarrollo Saludable, Alfonso Gil; Goyo Zurro, Presidente de Viviendas Municipales; Iñigo Pombo, Concejal de Políticas Sociales; y Oihane Agirregoitia, Concejala de Juventud y Deporte.

El grupo Corazón de María, en el que Viviendas Municipales cuenta con un porcentaje de propiedad del 70,86%, está formado por 111 viviendas, construidas en 1957 sobre proyecto del arquitecto Pascual Perea. El edificio se compone de pisos de 3 y 4 habitaciones, cocina, baño, salón y una amplia terraza a la plaza. Las viviendas se sitúan en 8 portales, en los números 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8 y 9 de la Plaza Corazón de María, centro neurálgico de Bilbao La Vieja.

Los trabajos desarrollados durante el último año han supuesto una inversión total de 2,6 millones de euros, de los que 1,3 millones de euros proceden de las ayudas para la promoción de la rehabilitación eficiente y la mejora de la accesibilidad del programa Revive impulsado por el Gobierno Vasco.

El proyecto

El proyecto incorporaba aislamientos de distinto tipo en función de las necesidades de la cubierta, planta baja, fachadas interiores y exteriores, así como la sustitución de todas las carpinterías que no cumplieran las condiciones requeridas.

Respecto a la accesibilidad a las viviendas, en los portales 7, 8 y 9 se han incoporado ascensores de doble embarque por los patios, lo que ha permitido llegar a todas las plantas. En los portales 2, 3, 4, 5, y 6 se ha optado por construir una nueva escalera en el patio de manzana y por colocar los nuevos ascensores en el hueco de la escalera.

En cuanto a instalaciones, se han incorporado calderas de condensación en todas las viviendas, reforzadas por un sistema de precalentamiento del agua caliente sanitaria con paneles solares y sistema de ventilación forzada, lo que garantiza la calidad del aire interior de las viviendas.

Trabajos desarrollados

Los primeros trabajos realizados consistieron en la reposición de la cubierta y su aislamiento interior. A continuación, en los patios interiores se colocaron las estructuras que han dado cobijo a las nuevas escaleras y se procedió al saneado de los diversos elementos para colocar el sistema de aislamiento térmico.

Uno de los puntos de mayor dificultad en la gestión de la obra ha sido la demolición de la escalera existente y la conexión provisional con las nuevas, sin necesidad de que los vecinos abandonaran sus viviendas.

De forma paralela se han ido sustituyendo las carpinterías, renovando la piel de todo el edificio con distintos materiales aislantes y reordenando las instalaciones comunes exteriores.

Finalmente se han instalado las calderas y el kit solar en el interior de las viviendas y la conexión y puesta en marcha de ascensores en el exterior.

Proceso participativo

Viviendas Municipales, en coordinación con la comisión de obras y con los directores de obra de la contrata, ha mantenido comunicación directa con los vecinos afectados por las obras, en un proyecto que se ha ejecutado con un importante esfuerzo de colaboración público-privada, mediante el consenso y el acuerdo entre diferentes instituciones como el Ayuntamiento de Bilbao, Viviendas Municipales, Gobierno Vasco y Mesa de Rehabilitación de Bilbao La Vieja.

Impulso a la actividad económica

La inversión llevada a cabo en el grupo Corazón de María ha contribuido a impulsar la actividad económica y el empleo en el sector de la construcción en Bilbao, precisamente uno de los ámbitos en los que la crisis se ha mostrando con más virulencia.

Al mismo tiempo, se cumple el objetivo de mejorar las condiciones de accesibilidad a edificios, facilitando la eliminación de las barreras físicas, lo que mejora las condiciones de vida de las personas mayores y de aquellas que tienen algún tipo de discapacidad.

En los últimos años, se han instalado más de 200 nuevos ascensores distribuidos por diferentes edificios en los que participa Viviendas Municipales como copropietario, situados en diferentes portales de las calles Santutxu, Párroco Unceta, Tiboli, Plaza Moraza, Plaza Zumárraga, Maestro Iciar, Solokoetxe, Torre Urizar, Sabino Arana, Zankoeta, Autonomía, Fray Juan de Zorroza, Araba, Avenida Madariaga, Blas de Otero, Burgos, Iruña, Pedro Astigarraga, Goiko Torre, San Adrián, Avenida San Adrián, Irumineta, Langaran, Larrakoetxe, Larratundu, Lozoño, Pau Casals, Txotena, Ugarte y Zizeruena).

Por otro lado, la inversión para mejorar la eficiencia energética realizada por Viviendas Municipales mediante trabajos en fachadas para la rehabilitación de edificios, sustitución de ventanas en pisos libres o instalación de calefacción ha superado los 12 millones de euros en el periodo 2010-2014.